Llámanos 915604567
C/ Antonio de Leyva, 8 28019 Madrid

Amortización de inmuebles en el impuesto sobre la renta IRPF


por Oscar Merino

Fecha :- 28 dic 2021

El criterio de la Agencia Tributaria era perjudicial para el propietario / heredero / arrendador:

El arrendador puede deducir en el IRPF los gastos de amortización del inmueble alquilado, aplicando aplicando el porcentaje del 3% sobre el mayor de:

– COSTE ADQUISICIÓN: precio pagado y todos los gastos y tributos de la compra, y las cantidades invertidas en la ampliación o mejora del inmueble, excluido el valor del suelo.

– VALOR CATASTRAL: excluido el suelo.

Si el inmueble procede de una herencia o donación Hacienda tenía el criterio que como el heredero o donatario arrendador no había satisfecho ningún “coste de adquisición” o más precisamente que en esos casos el coste de adquisición del inmueble se limitaba a los gastos e impuestos que el propietario hubiera debido pagar al recibir la herencia o la donación.

Por eso permitía calcular la amortización con el 3% del valor catastral. Este valor catastral suele ser inferior al valor de adquisición de los inmuebles, por lo que el importe de los gastos deducibles por amortización era inferior en los casos de inmuebles alquilados procedentes de herencias o donaciones, respecto de los inmuebles alquilados que habían sido comprados a precio de mercado.

Otra interpretación de Hacienda en perjuicio del contribuyente, en este caso se ha una reciente sentencia del Tribunal Supremo (de 15/9/2021) corrige este criterio de Hacienda, fijando como doctrina que en el caso de inmuebles recibidos en herencia o en donación, el valor de adquisición es el que se declaró en su momento para el Impuesto de Sucesiones y Donaciones y puede ser tomado como base del cálculo de la amortización, lo habitual es que sea superior al valor catastral.